¿Qué tipos de vino hay? ¿Conoces todos?

¿Conoces cuáles son todos los tipos de vino? por lo general todos conocemos dos tipos de vino que son muy populares, el blanco y el tinto, sin embargo, estos no son los únicos, en el mercado podrás encontrar una gran cantidad de ellos, con distintos precios, colores y sabores.

Cada uno de ellos pasa por un proceso diferente para encontrar esas características que los hace tan únicos. Si aún no conoces qué tipos de vinos existen te será muy conveniente continuar leyendo, en un momento no solo conocerás cada uno de ellos, sino que también conocerás acerca de sus procesos de fabricación.

Vino tinto

Indiscutiblemente este es uno de los vinos más conocidos, su fabricación es completamente natural. Para ello se utilizan las uvas maduras, las cuales al ser exprimidas expulsan un jugo llamado mosto. Este aún no cuenta con el color tinto, por lo que se deja junto a los hollejos, responsables de darles este color.

Posteriormente es fermentado para crear el alcohol y luego añejado para obtener una calidad mayor.

A pesar de que este vino es utilizado generalmente en eventos importantes la verdad es que tiene muchos beneficios, como, por ejemplo, reducir tus posibilidades de padecer cáncer y evitar la depresión.

Vino blanco

Seguramente has escuchado hablar acerca del vino blanco. Este tiene una gran cantidad de usos, pues, si bien puede ser utilizado en eventos, también es un ingrediente indispensable en muchas recetas gastronómicas.

Aunque no lo creas su fabricación es muy distinta a la del vino tinto, pues, no se emplean las uvas maduras, sino que se busca el punto exacto en el que la fruta tiene un aroma mucho más fuerte.

Cuando se obtiene el mosto de las uvas es separado de los hollejos, así se evita que la bebida tome un color tinto, aun así, su color final no será el blanco, sino el amarillo, posteriormente se realiza el proceso de la fermentación y el envejecimiento.

El vino blanco tiene beneficios únicos que seguramente querrás aprovechar, pues, puede llegar a evitar enfermedades pulmonares, cardiovasculares y además es de gran ayuda para prevenir el insomnio.

Vino rosado

Este es otro vino que seguramente te encantará probar, este es muy popular en Francia, allí se le conoce con el nombre de rosé.

El método que se utiliza para la fabricación del vino rosado es muy similar al que se emplea con el vino tinto, pues, se utilizan las uvas cuando se encuentran en un estado maduro. Sin embargo, una vez obtenido el mosto este pasa un tiempo menor con los hollejos, aunque lo suficiente para que obtenga un tintado mucho más claro.

Luego de esto también pasa por el proceso de fermentación y envejecimiento, esenciales para crear el alcohol y para darle un sabor más fuerte.

El vino rosado solo tiene un solo beneficio, el cual es ser un excelente antioxidante, aun así, encontrarás que este es el acompañante ideal para realizar una gran cantidad de recetas interesantes.

Vino generoso

Has escuchado hablar acerca de este tipo de vino, encontrarás que este tiene un sabor mucho más fuerte, esto se debe a que su fabricación es distinta, ya que si bien se parte de un mosto más ligero, el grado de alcohol es modificado para que alcance entre 15 y 23 grados.

Vinos espumosos:

Los vinos espumosos también son muy populares, sin embargo, existen dos formas de elaborarse, una es mediante químicos externos y otra de forma natural.

Vino espumoso natural:

Este vino suele ser mucho más costoso, para obtenerlo se sigue un proceso mucho más complejo, pues, en este se realizan dos fermentaciones, con la primera se logra obtener el alcohol y con la segunda se consigue el dióxido de carbono, compuesto responsable de la espuma.

Vino espumoso gasificado:

Este vino es mucho más fácil de elaborar y tiene una calidad menor, pues, no cuenta con un proceso natural, sino que se añade el dióxido de carbono químico.

 

(Visited 2 times, 1 visits today)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *